REFORMANDO LA REFORMA LABORAL

Si luchamos podemos perder, sino lo hacemos perdemos seguro

Leo con preocupación que los sindicatos mayoritarios, UGT y CC.OO, están a punto de alcanzar un acuerdo para reformar la ya muy reformada “reforma laboral”.

Aunque este escrito va dirigido, en sus términos más punzantes, a las dos Centrales Sindicales, voy a dirigirme exclusivamente a CCOO, de la que formo parte desde la anónima, ignorada y desconcertada Base.

Creo que el grado de sumisión, que la cúpula de Comisiones demuestra (a cual peor de los tres últimos Secretarios Generales), ha llegado a tal extremo que sólo es superado por el de desafección de los trabajadores hacia el sindicalismo oficial, verticalismo, que hoy representamos. Nos hemos convertido en aquél monstruo contra el que surgimos.

Aún conservo la carta que Ignacio Fernández Toxo, como Secretario General de Comisiones Obreras dirigió, nos dirigió, a los afiliados allá por el mes de junio de 2010.

En esa misiva, calificada de excepcional por el propio Secretario General, se nos  pedía, y argumentaba, que participásemos en la huelga general, de un día, que se había convocado para el 29 de septiembre de aquél año, haciéndola coincidir con la jornada de lucha convocada en toda Europa por la CES (Confederación Europea de Sindicatos).

Se nos informaba que lo intolerable del cambio de rumbo efectuado por el PSOE, en aquellos tiempos en el gobierno, en su política económica y social había llevado a la conclusión, muy meditada, de convocar un paro general para que el Gobierno , a su vez,  meditase y “reculase”.

Algunos criticamos la tibieza de la respuesta dada por CCOO a la agresión que para los derechos de los trabajadores significaba “aquél cambio de rumbo” del PSOE. El concepto de proporcionalidad de la respuesta adoptada era, como así se demostró, tristemente, ineficaz y no servía, siquiera, para lavar la imagen de aburguesamiento que CCOO muestra desde hace años. Aburguesamiento en la cúpula y desafección en las Bases, buen legado para los nietos (laborales) de Marcelino Camacho.

La huelga general del 29 de septiembre se puede valorar desde muchas perspectivas. Desde el punto de vista de la participación se puede decir que no fue un éxito rotundo, pero tampoco fue un fracaso estrepitoso como los acólitos del régimen se han encargado, interesadamente, de transmitir. Lo que no cabe duda es que los resultados esperados, es decir, la revocabilidad de los recortes, fue un total fiasco. Es más, si se esperaba una moderación posterior del gobierno del PSOE, está se produjo a la inversa. Nada se consiguió con aquella mascarada de huelga general de un día, entre otras cosas porque actores afines a los sindicatos convocantes ya dejaban entrever de la inutilidad de “aquel día de fiesta”.

Ahí están las jubilaciones a los 67 años, la ampliación de los cómputos para lograr éstas. Ahí está el despido más fácil y barato. En definitiva y resumiendo, en una frase que el mismo Secretario de Comisiones citaba en su hoy proscrita carta: ”El desmantelamiento de los derechos sociales y laborales de los trabajadores y trabajadoras en beneficio de los mercados financieros (sic)”

Sobre los recortes socialistas se han sentado a negociar con el PP. Más recortes, como en cada negociación. Como siempre. Inútil es intentar debatir con la elitista cúpula de CCOO, ellos, en su burbuja aislante, sólo respiran el miedo que ellos mismos generan. Aristócratas modernos cada día se asemejan más a los cardenales católicos, más preocupados de las finanzas de la institución a la que representan que por la Base Social que dicen representar.

 

Como afiliado les digo, a esa cúpula aristócratizada, que les considero, por sus actos pasados y presentes, no aptos para enarbolar la bandera de la lucha de los trabajadores y trabajadoras. Como trabajador les considero, siendo benévolo, unos rendidos. Y como una cosa y otra afirmo que no son dignos de representar el espíritu fundacional de lo que las Comisiones Obreras significaron.

Lo triste es que de todo esto la culpa la tenemos los afiliados que no les damos una patada en su puto culo, aunque algunos lo hemos intentado.

Zana

3 comentarios para “REFORMANDO LA REFORMA LABORAL”

  • Buenas noches,Zana. Desgraciadamente la realidad es tal como la describes, y duele mucho.Sobre todo si recordamos el sufrimiento, y las vidas, que costó el poder popular de las CCOO. Tu les llamas elitístas,aburguesados, aristócratas , y yo les llamo gubernamentales. Así es como se han sentido, dando la espalda a la razon de su existencia (la lucha obrera) desde hace por lo menos 15 años. Gubernamentales, sintiendo qu su acción sindical era la de “consensuar las políticas” de los gobiernos.¿Sindicalistas? políticos frustrados, de baja intensidad, diría yo.
    Saludos, compañero

  • Matias Martinez:

    Compañero es lamentable el espectáculo que están los dirigentes de las Centrales Sindicales mayoritarias. ¿ Pero que se puede negociar con los empresarios, cuando todas sus propuesta las impondrá el gobierno por decreto.?.
    Siento vergüenza por la actitud servil de los secretario Generales, sobre todo, de la actitud pusilánime de Toxo, – yo también soy afiliado a CCOO-. pues nunca creí que dirigentes sindicales, que se deben distinguir por la valentía,dignidad, sinceridad, puedan arrodillarse ante los empresarios y el gobierno de esa manera.
    Los afiliados y afiliadas a CCOO debemos rebelarnos contra esta situación, si queremos que el sindicato siga siendo un sindicato de clase que defienda los intereses de los trabajadores/as.

  • Carlos:

    Reflexiones de un pequeño empresario:                              1.- Sería conveniente que si un empresario quisiese cambiar a un trabajador por otro con la misma categoría salarial no tuviera que pagarle una indemnización al que se va (el paro ya le porotegería). El despido no es un instrumento para especular. Así, se evitaría el chantaje que existe actualmente por parte de algunos trabajadores a sabiendas de su elevado coste de despido. Además, ello permitiría la motivación de la plantilla evitando el acomodamiento y aumentando el rendimiento personal. A su vez, esto daría más oportunidades a los jóvenes bien preparados.                              2.- No es justo que actualmente un trabajador que quiera irse de una empresa de forma voluntaria no reciba ninguna indemnización por parte de la empresa y que en cambio, uno que cree conflictos para que finalmente le acaben despidiendo, sí la reciba. Lo que se consigue es que se creen muchos conflictos laborales inecesarios que repercuten en la productividad de las empresas.                                                      3.- El trabajador que se ha formado durante uno o dos años en una empresa, actualmente, se puede ir de ésta en cualquier momento sin devolver nada de lo invertido en él. Debería existir una contraprestació parte a la empresa.            4.- La rotación de plantillas en las empresas es favorable tanto para éstas como para los trabajadores, ya que incentiva, motiva y permite la contratación.                                 5.- La subvención económica para nuevos contratos es un engaño para el jóven empresario ya que, con el tiempo, no podrá regular la plantilla si las cosas van mal por el elevado coste económico del despido.                               6.- Actualmente, tenemos un buen ejemplo de sistema de relación laboral en el mundo del futbol con las cláusulas de rescisión y contratos por años, que funcionaría mucho mejor.                                                             7- Actualmente, debería concebirse la relación laboral como un juego de suma-suma. Es decir, las dos partes de la relación laboral deben luchar por el progreso de la empresa, pues los empresarios invierten y los trabajadores reciben un beneficio mayor cuanto mejor va la empresa (sueldo en base a la productividad).

    Enviat des del meu iPhone

Próximos Eventos

No hay próximos eventos actualmente.

Cayo Lara

con los mineros  

Gaspar LLamazares

Apoyando la minería en nuestro Ayuntamiento  

Seguir

Usa el feed RSS para recibir todas las actualizaciones gratuitamente

RSS Panda

¡Unete! Ya somosSuscriptores.


Mail También puedes suscribirte usando tu dirección de correo:

Siguenos en twitter

Ante la reforma de las pensiones, no seas inocente

Acceso

Administrar

Intranet