ELEGIR BIEN LAS PALABRAS

REFERENCIAS A LA SEMÁNTICA

Llevo unos días incidiendo en la importancia del lenguaje, tanto escrito como oral, como vehículo que nos sirve para trasmitir ideas, sentimientos, opiniones, incluso declaraciones de amor o guerra. Es importante vigilar el buen uso de las palabras, de sus acepciones, de lo  que cognitiva y subliminalmente asimilamos cuando leemos u oímos algo.

Si por medio de las palabras expresamos ideas y éstas tienen consecuencias, entonces la elección de las palabras tiene su importancia ¿o no?

Os preguntareis ¿y a santo de qué viene toda esta retórica en torno a las palabras?

Es sencillo.

La derecha no sólo se ha apoderado de los espacios de opinión, también, y en gran medida, de nuestras mentes. Han conquistado nuestros cerebros de diversas maneras, tantas que se podría y debería escribir una tesis sobre ello, ahora sólo les queda, (como haría un buen ejército después de tomar un territorio), garantizar la permanencia. Y aquí es donde juega un papel importante el lenguaje. ¡¡¡Es la comunicación, idiota, la comunicación!!!

Es la transmisión de “Verdades absolutas” y, por tanto, “incuestionables”, lo que les garantiza un asentamiento tranquilo, plácido y duradero. Y esa transmisión, esa inyección de verdades absolutas e incuestionables, hoy se realiza a través de, básicamente, la televisión, aunque no es menor la aportación por medio de los periódicos. ¡Ay, qué tiempos aquellos de un buen sermón desde el púlpito!…,¡ya nunca volverán!, espero.

Es aquí donde, prioritaria y urgentemente, debemos empezar la lucha por la reconquista de nuestra independencia mental. Nada de lo que hagamos servirá de nada si no desactivamos ese poder, poder mediático, que, en principio, lucha para desarmarnos, luego para derrotarnos y cuando, al final, si nosotros conseguimos una victoria la minimiza hasta el ahogo, convirtiéndola casi en ridícula, llegando incluso a la negación de tal victoria. O, como alguna vez ha sucedido, cambiando los términos batalla por regalo y conquista por caridad. Si no ganan, nos hacen creer que nosotros tampoco ganamos. Nos inyectan una dosis de desánimo que decae, por la fuerza de la gravedad, en un abandono (total ¿para qué?) de la lucha. De las ganas de seguir luchando. Y así, además de los muertos, figuradamente, en el campo de batalla tenemos a los muertos en el salón, ante la pantalla de la televisión.

Ya no se trata de discutir si los medios de comunicación, sí o sí, están en manos del dinero y que cumplen su cometido, el reflejado en los párrafos anteriores, (de idiotizar, manipular, adormecer o mentir en pos de su objetivo primigenio: que impere el pensamiento único, su pensamiento, el que les mantiene a salvo de repartos). Ya nadie, ni siquiera ellos, lo niega. Bueno, algunos hipnotizados televidentes, sí.

Debemos pues, nosotros, atajar ciertos vicios idiomáticos que, sin ninguna duda, están dirigidos a crear confusión, desánimo, irrealidad. Es, por poner un ejemplo que les funciona a las mil maravillas, el tan traído y llevado:”todos son iguales”.

Y en todo este tinglado aparece, y como quien no quiere la cosa, la palabra: Izquierda. “La, Izquierda”. Y, a continuación, y también como quien no quien no quiere, el “todos son iguales”.

¿Alguien se imagina al presidente de un grupo ecologista participando en una cacería del zorro? ¿O a un miembro destacado de algún grupo pacifista inaugurando la nueva sede de los patíbulos del Estado? ¿Alguien se imagina a Martín Luter King solicitando el ingreso en el Ku Klux Klan?

Pues entonces, porqué nos imaginamos que un partido que habla de no subir impuestos a los más ricos, que ataca a los trabajadores, que recorta las pensiones, presentes y futuras, que privatiza sectores tan importantes como sanidad o educación, ¿por qué nos imaginamos que, aunque se llama PSOE, es un partido de izquierdas?

Quizás porque no vigilamos bien el idioma, las palabras y su significado.

Parecer de izquierdas tiene más letras que ser de izquierdas. Parecer y ser, dos palabras distintas, se entiende ¿no?.

Salud, república y + escuelas públicas.

ZANA

Próximos Eventos

No hay próximos eventos actualmente.

Cayo Lara

con los mineros  

Gaspar LLamazares

Apoyando la minería en nuestro Ayuntamiento  

Seguir

Usa el feed RSS para recibir todas las actualizaciones gratuitamente

RSS Panda

¡Unete! Ya somosSuscriptores.


Mail También puedes suscribirte usando tu dirección de correo:

Siguenos en twitter

Ante la reforma de las pensiones, no seas inocente

Acceso

Administrar

Intranet